Documento sin título
 
 
Es | Eu | En | Fr | twitter  
   
cabecera

 

Noticias

Fecha: Noviembre 17, 2022 | Fuente: lavanguardia.com

Un entrenador se lleva a sus juveniles del campo tras escuchar gritos racistas a un jugador

El UD La Laguna abandonó el encuentro después de que uno de sus futbolistas fuese insultado por un aficionado del AD Longuera que lo llamó mono de mierda

El racismo vuelve a manchar el fútbol base de este país. Esta vez ocurrió el pasado viernes en un partido de juveniles que enfrentaba a los club tinerfeños del UD La Laguna y el AD Longuera. Mientras el balón rodaba por el verde del campo Antonio Yeowars de Los Realejos, un aficionado comenzó a increpar a un jugador con gritos racistas.

El colegiado escuchó los insultos y lo comunicó a los entrenadores, motivo por el que el entrenador rival decidió sacar a su equipo del partido. 

Las gradas ya tenían un ambiente caldeado al arranque del partido, pero todo explotó tras un gol del equipo local. En ese momento de exaltación, diversos aficionados habrían comenzado a insultar a algunos adversarios. Fue cuando el árbitro escuchó con claridad la expresión “mono de mierda” dirigida hacia un jugador del Laguna y, acto seguido, el técnico visitante decidió abandonar el terreno de juego.

La acción ha sido más que aplaudida desde el presidente del club, José Ángel Torres, que ha anunciado además que sus equipos no volverán a disputar un encuentro en este campo hasta que el Longuera condene los actos violentos y racistas.

En un comunicado, el Laguna ha añadido que sus jugadores tuvieron que permanecer encerrados en los vestuarios por el peligro de recibir agresiones e insultos. Tres dotaciones de efectivos policiales fueron requeridos para que la evacuación de los futbolistas se efectuase de forma segura.

“Si tuvieran otra disposición cambiábamos la decisión, pero de momento solo han desmentido lo ocurrido. Hay que reflexionar sobre esto y hay que actuar contundentemente. Si no, nunca acabaremos con la violencia en el fútbol”, afirmó Torres.

 Aunque las consecuencias para el club local suele ser el cierre durante dos jornadas de su estadio y una multa, el presidente del Laguna ha querido quitar un poco de hierro al asunto, puntualizando que “esto le puede pasar a todos los equipos, pero lo importante es la forma de actuar y convertir los campos en espacios seguros”

“Ojalá que todo esto, nuestra posición y la forma de expresarnos y contar a todos los medios y las instituciones lo que sucedió, sirva para erradicar la violencia cuando se dé, para dar un paso adelante”, apuntó.

 

 

 


Logo Gobierno Vasco Logo EDEX  



Icono

¿QUÉ ES?
¿QUIÉNES SOMOS?

PROFESORADO

ALUMNADO
FAMILIA
ACTUALIDAD

 
eBook